Radio: No
Radio:
km Set radius for geolocation
Buscar

Tsáchilas impulsan el turismo nocturno

Tsáchilas impulsan el turismo nocturno
Noticias Ecuador

Con bailes, rituales y relatos, los tsáchilas reciben a los turistas bajo la luz de la luna. Las visitas nocturnas se realizan los fines de semana y feriados en la comuna Chigüilpe, en Santo Domingo. 
Los recorridos se inician con una bienvenida del guía nativo Emilio Calazacón, conocido en la aldea como Sayama.

Él y cinco tsáchilas más prenden sus antorchas para guiar a los turistas en su caminata, mientras les enseñan palabras en tsa’fiki, su idioma nativo, como duke joo (gracias), sha (vamos) makiransa joe (hasta luego) y sara kepen joe (buenas noches). 
La voz del joven sobresale entre los sonidos de la naturaleza, para contar cómo los tsáchilas se salvaron de la fiebre amarilla gracias al achiote. Con una pasta de ese fruto dibujan un círculo sobre la frente de los turistas para protegerlos de las energías negativas y contagiarlos de positivismo. 
También les explican sobre los baños a vapor medicinales y los telares para fabricar la ropa típica.

En medio del recorrido, Sayama les enseña unas serpientes y les explica que su nombre al traducirse del tsa’fiki al español significa domador de serpientes. 
Para hacer místico el recorrido, los turistas ingresan a la casa del poné, donde se realiza un ritual con instrumentos musicales y hierbas medicinales nativas. Al terminar la ceremonia empieza una fiesta nativa, que emula a la fiesta Kasama.


Alrededor de una fogata, los tsáchilas bailan y cantan junto a los turistas, al son de la marimba y los tambores. 
Miguel Jaramillo fue parte de este recorrido, en compañía de su familia. “La oscuridad y los sonidos de la naturaleza se conjugan muy bien para dar un ambiente místico”. 
Estos recorridos se iniciaron hace un mes en la provincia y son promocionados por el Municipio, los tsáchilas y las agencias de viaje.

De hecho, la agencia Equinoccial Touring organizó un paquete nocturno, que comienza con un recorrido en ranchera por los monumentos y lugares icónicos que tiene la zona urbana de Santo Domingo. 
Luego emprenden un viaje de 20 minutos hasta la comuna Chigüilpe, en donde son recibidos por los tsáchilas. Ahí tienen la opción de cenar un ayampaco de pescado con plátano verde o degustar un coctel. Después del recorrido tsáchila, el turista tiene la opción de hospedarse en la comuna tsáchila o en un hotel u hostería de la ciudad.

“Si quieren farrear, también tenemos previstos lugares seguros para llevar a los turistas”, señaló el gerente Edison Enríquez.


Él afirma que las visitas a los tsáchilas en la noche también se realizan como parte de otros paquetes turísticos hacia las cascadas, bosques y montañas de la provincia.
 El Municipio también impulsa un proyecto de promoción turística que tendrá una inversión de USD 30 000.

Con esos recursos se hará una gira nacional para publicitar los atractivos naturales que tiene la provincia. 
Miriam Calazacón, propietaria del Centro Cultural Mushi­ly, aseguró que la promoción que realizan el Municipio y las agencias les ha ayudado a que los turistas conozcan las costumbres y tradiciones. 
Ella recuerda que la idea de implementar un recorrido nocturno nació de los turistas, que tenían interrogantes acerca de cómo vivieron los antepasados y cómo se hacían los rituales hace más de 100 años. 


Por eso el recorrido trata de ajustarse a esa época, para que el turista tenga una visión real de los tsáchilas. 
Incluso, cuando los turistas se hospedan en las tres cabañas tsáchilas, se cuentan leyendas hasta la madrugada y se hacen recorridos en el bosque para experimentar las energías de los dioses y de la naturaleza. “Luego de una noche en la comuna, el turista sale sin estrés y con mucha paz”.


El recorrido lo realizan seis jóvenes tsáchilas, quienes tienen dos años de experiencia y se han capacitado sobre guianza y atención al cliente en el Ministerio de Turismo, la Prefectura y el Municipio.

Ir a la fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con

A %d blogueros les gusta esto: